3 de 9 médicos habilitados para realizar abortos terapéuticos en Aysén son objetores de conciencia

Comparte este contenido

La ley que despenaliza la interrupción voluntaria del embarazo, además de legalizar esta opción para las mujeres embarazadas en tres causales, también otorgó la potestad a los médicos de decidir, ya sea para estar disponibles a realizar abortos o declararse objetores de conciencia y no realizarlos.

En esa línea, la ley obliga a los médicos a formalizar su postura ante el director del recinto donde desempeñan sus funciones en caso de que sea contraria a practicar abortos ante riesgo de inviabilidad fetal, embarazos producto de una violación y riesgo de vida de la madre.

A nivel nacional son 69 los hospitales públicos que están habilitados para llevar a cabo abortos terapéuticos. Para indagar más sobre la posición de los médicos en el país, el diario La Tercera, realizó una encuesta en diversos hospitales, accediendo a entregar la información sólo 24 recintos.

En la Región de Aysén, son 8 los gineco-obstetras que atienden en el Hospital Regional de Coyhaique de los cuales 2 son objetores de conciencia. En tanto en el Hospital de Puerto Aysén, el único médico gineco- obstetra es objetor de conciencia.

A pesar de la existencia de un protocolo de objeción de conciencia, según mandata la ley 21.030 todos los hospitales habilitados deben asegurar la atención médica oportuna a una mujer, “que la invoque”.

En esa línea, la normativa señala que el recinto debe contar con al menos un equipo de salud disponible para realizar la intervención y, en caso contrario, es “responsable de asegurar la derivación inmediata de la paciente a otro establecimiento de salud, para que el procedimiento le sea realizado de manera que el acceso a la atención y la calidad asistencial del procedimiento de interrupción voluntaria del embarazo no sufran menoscabo”.

Desde la entrada en vigencia de la ley en el Hospital Regional de Coyhaique aún no se han registrado abortos terapéuticos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *